Tener un trabajo es muy importante para la propia satisfacción, así como para la autonomía y realización de la persona, y un medio para integrarse en la sociedad. El entrenamiento y la preparación para acceder al mundo laboral es el medio para llegar a tal fin.

¿Cómo se lleva a cabo ese entrenamiento y preparación?

El primer paso es analizar y recoger información de las capacidades y competencias laborales: elaboramos junto al usuario su historia laboral (formación, trabajos desempeñados, motivos de abandono del puesto de trabajo, relaciones, compañeros, problemas , etc).
Es fundamental conocer cuáles son sus expectativas laborales, ya que nuestra tarea es orientarle vocacionalmente, ir ayudándole a detectar sus capacidades y aptitudes, y a que identifique cuales son sus expectativas laborales más adecuadas a esas capacidades. Pero en muchas ocasiones observamos que no poseen ninguna expectativa, probablemente por los siguientes motivos:

Carecer de orientación vocacional por no haber tenido experiencia laboral o por desconocimiento de su habilidades laborales.

No relacionar sus habilidades con la realización de actividades laborales.

Mostrar rigidez para la realización de un determinado empleo, aún sin tener capacidades para poder desempeñar ese trabajo.

No sabe identificar sus dificultades o sus necesidades de formación para poder desempeñar un determinado trabajo.

Semanalmente realizamos talleres de formación para la inserción laboral, en ellos proporcionamos información profesional tratando temas relacionados con el ámbito laboral: contratos, prestaciones, seguridad e higiene en el trabajo, recursos (Servef, Seguridad Social, etc.) centro especiales de empleo, empleo protegido, empleo ordinario, etc.

Los participantes en los talleres van asumiendo responsabilidades y adquiriendo destrezas en sus habilidades más avanzadas, lo que les va motivando poco a poco. Durante los talleres adquieren orientación sobre sus expectativas reales y la situación en que se encuentran, y ahí es donde los apoyamos para que identifiquen por sí mismos cuales son sus intereses vocacionales, analizando junto a ellos su formación, experiencia laboral y los conocimientos, competencias y habilidades adquiridos durante los talleres .

Apoyo en la formación profesional

La búsqueda de cursos formativos adecuados a cada uno, se hacen en coordinación con su psicóloga de referencia y con el resto del equipo, les facilitamos la entrada en la red de cursos formativos laborales ( Talleres de Empleo, Formación e Inserción Laboral -Tefiles-, talleres de empleo, etc) con el objetivo de que mejoren su formación y cualificación profesional.
El siguiente paso en la rehabilitación laboral es que el propio usuario identifique a qué profesión se quiere dedicar; teniendo en cuenta su formación y la situación del mercado laboral, para ello realizamos con él o ella un análisis de cuáles son las demandas actuales del mercado, a través de la información de periódicos específicos de búsqueda de empleo, páginas web, Servef, etc…

Entrenamiento en habilidades laborales

Con el entrenamiento en habilidades de búsqueda de empleo pretendemos que adquiera las habilidades y estrategias necesarias para encontrar y acceder a un empleo. Lo hacemos usando técnicas de modelado, moldeamiento, instrucciones, registros y autorregistros, en general entrenamos en las siguientes habilidades:

Aprender a manejar las fuentes de información laboral: le proporcionamos información sobre dónde solicitar empleo y se le entrena para que sea constante y regular en el manejo de esas fuentes, llevando a cabo registros de los contactos laborales.

Aprender a discriminar las ofertas adecuadas.

Aprender a realizar un currículum y carta de presentación.

Cumplimentar instancias, solicitudes e impresos.

Uso adecuado del teléfono para concertar entrevistas laborales: saludo, solicitar información, etc.

Manejo de entrevistas laborales. Enseñamos las habilidades necesarias para el buen desarrollo de una entrevista.

Apoyo al acceso del mundo laboral

El último paso del programa es que acceda al mundo laboral. Tras realizar un análisis de sus posibilidades, si ya está motivada hacia la realización de un trabajo, vamos a acompañar a la persona en tal proceso, ofreciéndole información, seguimiento, motivación, etc. siendo un mero acompañante para que sea ella quien realice todas las acciones por sí misma para tal fin ( enviar curriculum, solicitar información, realizar entrevista de trabajo, etc.)

Evaluación del programa

Después de cada taller registramos la ejecución individual de la actividad (evaluamos si está implicado e interesado en los temas expuestos, si realiza comentarios, su comprensión, reacciones, aspectos que nos dan información relevante para poder trabajar individualmente y establecer objetivos terapéuticos.