Lucía  estudia en la Universidad, desde muy pequeña ha querido ser veterinaria, después de conseguir una buena nota en selectivo, gracias  a no dejar de estudiar durante todo el año, ahí está. Según ella es afortunada…Últimamente se siente  extraña, muy observada, piensa que los demás  le prestan demasiada atención, que incluso hay gente  que intenta hacerle daño, a veces llega a oír voces  que le incitan a salir  a andar por la calle sin rumbo fijo…haga sol o llueva… sin poder evitarlo.Sus padres preocupados buscan  ayuda en un profesional de la salud…pasada varias semanas de idas y venidas, de pruebas y tests  le diagnostican  esquizofrenia…También le prescriben una medicación.

 

Para Lucía y su familia  les resulta difícil entender que es eso de la esquizofrenia, por que debe tomar  para siempre una medicación, que han hecho para sufrir esto… Con el paso del tiempo y paciencia, además de la asistencia a un centro especializado en salud mental, la evolución de su problemas en salud mental  fue mejorando, llegando a poder continuar con su vida

Casos como Lucía  son comunes en salud mental, la mayoría son  personas jóvenes en plena adolescencia y con planes de futuro.

 

Como profesionales de la salud, buscamos  que la persona  aprenda y que obtenga  información acerca de su propio problema, que la persona sea capaz de reconocer cuales son sus necesidades   y en qué consiste su problema.

En algunos casos, al inicio de la adolescencia suceden los primer episodios de estrés

.

 

¿Que pretendemos conseguir con esto? Numerosos estudios y datos que hemos obtenido durante años, demuestran que  el autoconocimiento en su propio problema de  salud mental,   hace que la propia persona pueda:

 

  • Aumentar  la autoaceptación
  • Conocer  las capacidades que le  van a ayudar a emprender nuevas tareas
  • Ser objetivas y enfocar  sus  expectativas hacia los planes de futuro
  • Prevenir recaídas de la  enfermedad
  • Afrontar posibles  retrocesos en sus vidas y aprender de ellos

 

 

Por otra parte, además del autoconocimiento personal, también es necesario crear rutinas de vida, y emplear el  tiempo en  actividades de la vida diaria, que aporten autonomía  a la persona, sentimientos de utilidad y competencias sociales.

 

Por último, volvamos  al caso de Lucía, su primera crisis sucedió ante una situación de estrés, no paraba de estudiar ante los exámenes, y no descansaba lo suficiente, Lucia identificó sus factores estresantes  con ayuda de profesionales.

Ahora, Lucía sabe que los estudios la ponen  muy nerviosa o que incluso puede agobiarse mucho…Esa conciencia de saber qué le hace daño, supone que puede prevenir recaídas, y sólo tener algún día, algo estresante; en los que debe descansar y disfrutar más de su familia.

Conocer y aceptar su problema en salud mental   ayuda a Lucía  a alcanzar las metas de cada día….