Animación sociocultural

¿CÓMO AFRONTA LA FAMILIA LOS PROBLEMAS DE SALUD MENTAL?

 

Sabemos la importancia que juega el papel de la familia, en la evolución positiva de la enfermedad, es vital en el proceso rehabilitador de la persona que sufre de problemas de salud mental el apoyo y comprensión de sus allegados y familiares.

En los últimos 30 años y paradójicamente los avances  en  el manejo del trastorno mental grave  no ha sido gracias a los tratamientos farmacológicos  sino a los realizados en el ámbito psicosocial, sobre todo en relación a los programas de intervención familiar.

Ahora bien  todos no estamos preparados para poder abordar determinadas situaciones derivadas de la salud mental , la familia necesita tomarse su tiempo , apoyarse en profesionales de salud mental y poder ofrecer una ayuda adecuada a la situación de su familiar y mejorar la calidad de vida e integración social.

 

La convivencia diaria con un familiar que presenta un Problema de salud mental conlleva una serie de cargas   objetivas como subjetivas  que se traduce en una respuesta emocional del familiar.

 

La carga familiar repercute en distintas áreas de la vida del cuidador: las tareas de la casa, las relaciones de pareja, familiares y sociales, el desarrollo personal y del tiempo libre, la economía familiar, la salud mental y el malestar subjetivo del cuidador relacionado con la enfermedad

La carga objetiva se define como cualquier alteración potencialmente verificable y observable de la vida del cuidador causada por la enfermedad de la persona con problemas de salud mental. Se origina en las labores de supervisión y estimulación de la persona con problemasde salud mental8

La carga subjetiva se relaciona con la tensión propia del ambiente que rodea las relaciones interpersonales entre la persona con problemas de salud mental  y sus familiares y las preocupaciones generales por la salud, seguridad, tratamiento y futuro de la persona con problemas de salud mental

 

Desde que comienzan a observarse los síntomas de la enfermedad hasta la fase de ACEPTACIÓN de la misma,  la familia por lo general manifiestas diversas reacciones  : elusión del problema, negación de la realidad, sobreprotección. Hasta llegar a reacciones positivas como es la aceptación de la enfermedad y la capacidad de ofrecer apoyos

 

A lo largo de nuestra experiencia hemos detectados distintas Reacciones emocionales hasta llegar a  la ACEPTACIÓN de la enfermedad:

 

  1. Elusión del problema:

Una de las respuesta que se observan en determinadas familias ante situaciones problemas derivadas de la salud mental, es alejarse del problema o lo que para ellos es un problema, evitando contactos y relaciones . Organizando sus vidas de forma que no se impliquen en los problemas relacionados con las personas que presenta una problema de salud mental..

  1. Contemporización:

Esta respuesta del familiar consiste en que a veces apoya el comportamiento patológico de su familiar , llegando a tolerar cualquier conducta disruptivas por ejemplo Evitar hablar del consumo abusivo de alcohol incluso excusándole de problema de abuso de alcohol, dándole dinero para su consumo, etc. Esta estrategia se suele utilizar cuando no se desea confrontar  el problema y piensa que de esta forma la persona no se alterará , pues empleando la confrontación puede dar lugar a discusiones y aumentar tensiones.

Esta actitud no beneficia al enfermo pues no modifica un comportamiento no deseado .

 

 

  1. Sumisión:

Esta respuesta aparece cuando el familiar accede a todas las exigencias y demandas de la persona con problema de salud mental. Es habitual cuando el enfermo presenta una actitud irritable. Esta forma de actuar no es aconsejable ya  que  refuerza las tensiones en el ambiente familiar

 

 

  1. Abandono:

Esta respuesta aparece cuando el familiar intenta confrontar los síntomas de la enfermedad y al no conseguir que tome consciencia de los síntomas finalmente desisten . Por ejemplo: intenta convencer que las voces que oye no son reales y solo existe en su cabeza. Si estas afirmaciones no se hacen en coordinación con un profesional y argumentándole así como mostrando comprensión hacia su situación No producirá cambios en la realidad que vive la persona enferma

 

  1. Actitud impositiva:

Esta respuesta aparece cuando se establecen normas y pautas muy estrictas y se intenta modificar un comportamiento inadecuado mediante amenazas, insultos, tensión en la relación . En realidad todos en algún momento tenemos malos días o mal humor , que por lo general nos hace que descarguemos nuestras tensiones con las personas que más queremos . Esta respuesta no se debe usar y prácticamente es fruto del desconocimiento de la enfermedad

 

  1. Desconcierto:

A veces el familiar puede sentirse desolado, desesperado ante el estrés que le provoca el comportamiento anómalo del familiar con problemas de salud mental.

La conducta del familiar puede mostrarse de forma caótica, cambiante sin mostrar seguridad, NO SABER QUE HACER. Estos cambios brusco de actuación suele crear confusión en cualquier persona al saber a qué atenerse. Estas reacciones se suelen manifestar en familiares cuando se encuentran por primera vez con la enfermedad o cuando se presenta un cuadro  clínico agudo

 

  1. Negación:

De alguna manera A TODOS nos cuesta reconocer que nuestro familiar o personas que nos ata fuertes lazos afectivos presenta un problema de salud mental.

Esperamos que nuestro hijo finalice los estudios que dejó abandonado por el debut de la enfermedad, esperamos que nuestro hijo mantenga el mismo estilo de vida que presentaba antes de la manifestación  de la enfermedad. Mostramos a veces unos deseos que no se ajusta con la realidad de nuestro familiar. Esta actitud a veces puede llegar a agobiar a nuestro familiar por transmitir exigencias y provocar decepciones ante tales expectativas

 

 

 

 

CÓMO PUEDO AFRONTAR MIS MIEDOS, TEMORES, DUDAS HACIA LA SITUACIÓN DE MI FAMILIAR:

 

TODOS  CONTAMOS CON ACTITUDES POSITIVAS

 

ACEPTACIÓN:

 

Muchos familiares asumen la situación del enfermo tal cual, en cuanto al presente y al futuro. Aceptar significa no entusiasmarse con expectativas que implica más el deseo que la verdadera posibilidad

 

TRANQUILIZAR:

 

Rebajar tensiones, miedos , preocupaciones es importante trasladar serenidad , que nuestro familiar detecte comprensión y se sienta apoyado por nosotros.

 

 

ANIMAR:

 

Es importante motivar, impulsar, animar, CONFIAR en sus capacidades y actitudes,  ante la presencia de síntomas negativos de la enfermedad , los familiares tenemos que ser el motor impulsor de la capacidad de reacción  de la persona con problemas.

 

APOYAR:

 

Trasmitir en nuestra conversación  y en un nuestras acciones que comprendemos su situación, sus limitaciones personales Y OFRECERLE NUESTRA AYUDA, que nos tenga de referencia cuando necesite hablar de sus preocupaciones, evita situaciones conflictivas en la convivencia familiar.